El objetivo de crecer, vivir solo o ser independiente es salir de los problemas económicos por tus propios métodos, no correr con tus papás en la primera mala racha, y mucho menos pedirles dinero o asilo porque te gastaste todo en las fiestas decembrinas. Toma las riendas de tu año nuevo, aquí te damos algunos consejos para salir del hoyo financiero sin pedirle ayuda a nadie. 

Primero, paga tus deudas

Con la primera quincena o pago que recibas en enero liquida tus principales deudas como la tarjeta de crédito, algún préstamo o un financiamiento que te genere interés alto si no pagas a tiempo. Lo principal es cuidar tu historial crediticio, evita que, por culpa de las fiestas navideñas, termines en buró de crédito con una mala nota. 

Freelanceo

Si el sueldo que percibes no es lo suficiente para tus gastos fijos y nuevas deudas adquiridas en diciembre, pon manos a la obra y comienza a trabajar por tu cuenta. Puedes comenzar con algún freelanceo con tus amigos o contactos de otros trabajos. O bien, busca plataformas de freelanceo online como soyfreelancer.com, mexicofreelance.com.mx o workana.com. Si de plano te la ves muy difícil, considera hacer unas horas como repartidor en aplicaciones de comida tipo, Uber eats, Rappi, Cornershop entre otras. Lo ideal es sacar ingreso extra de donde sea (claro, siempre en regla). 

Ventas de garage 

Haz limpieza general en casa y determina qué sirve y que no. Ahí puedes sacar algo de jugo de los muebles, utensilios y aparatos que incluso quizá nunca ocupaste. Planea una venta de garage o remata esas pertenencias de poco uso en buen estado a través de internet. Además recuerda que también puedes cambiar el cartón, pet, aluminio y cobre por dinero en centros de reciclaje. 

Adiós gasto hormiga

Aprieta un poco el cinturón en tus gastos hormiga, no tomes taxi a la primera, dale oportunidad al transporte público más días a la semana, evita cafés de lugares caros, cocina tu propia comida y recorta las salidas a comer de lunes a viernes, y deja vicios como el cigarro o el alcohol aunque sea por un mes, verás los resultados en tu salud y en tu cartera. 

Pide un préstamo inmediato

Si ya te llegó el agua al cuello con las deudas, considera un préstamo inmediato. Algunas financieras te prestan hasta 2 mil pesos el mismo día que realizas tu solicitud, sólo necesitas buen historial crediticio y una cuenta bancaria. Ojo, es recomendable usar este préstamo sólo en caso de emergencia y con la condición de que puedas pagarlo en menos de 30 días, pues los intereses son altos. 

Aprende las lecciones del dinero rápido y cuida tus finanzas personales. Lo mejor de ser millennial y vivir independiente es que tienes demasiadas herramientas en tus manos o en tu smartphone para ayudarte a salir de una mala racha. 

Con información de Coru.com, plataforma de comparación de servicios financieros en línea de México.