Tenemos tips para ustedes porque sabemos que nunca falta el jefe amargado que no quiere que sus empleados vean los partidos del Mundial. Es muy cruel que mientras los demás vayamos a celebrar al Ángel una victoria de México, existan algunos compatriotas godínez que tengan que permanecer en su oficina mientras cuadra el presupuesto del mes.

Ningún godín que se respete se pierde un partido de su selección, menos si es de octavos de final contra Brasil, por tener que terminar unos informes que nadie pelará en todo el día, ya sea que gane o pierda la selección nacional.

Así que organícense, cómprenle todas las frituras y papas a la de nóminas que vende dulces y cigarros en su escritorio y los esconde en el cajón, adelanten la comida y saquen esas rajas con crema, huevos cocidos y los guisados que sobraron del fin de semana, y pónganse buzos para que su jefe no se dé cuenta mientras ven el partido con estos consejos.

via GIPHY

1. Entrena las manos

Nunca falta la página en internet que transmita los juegos, ya sea nacional o directo de un servidor en Bosnia: lo vas a hacer debes de tener un dedo en la tecla Ctrl y el otro en el tabulador. Un ligero toque bastará para cambiar de un programa a otro. Practica antes de que empiece el partido y en cuanto veas que tu jefe se acerca, hazlo con toda naturalidad: no hay nada peor que ponerse nervioso y cambiar de ventana con el mouse, eso te delatará en seguida.

2. Tregua mundialista

Para el verdadero trabajo casi siempre hay envidias y malas vibras, es casi imposible llegar a algún acuerdo o de todo llevan la contra, pero en el Mundial, hasta los enemigos se unen. Verídico. Platica con tus compañeros, olviden lo pasado, dense la mano, pacten una tregua, y busquen una sala de juntas o un sitio donde el jefe nunca se da sus vueltas. Consigan una pequeña televisión portátil, pásenla de contrabando y ahora sí, sintonicen el canal de su preferencia, ya sea el retorno del “Perro” Bermúdez o a la dupla Martinoli-García.

via GIPHY

3. Con tu celular en la mano

No todos tenemos iPhone o Galaxy, hay quien tiene un celular con televisión integrada con antena. Nadie te va a decir nada si lo colocas frente a tu teclado para echarle un ojo al Excel y el otro para ver a Juan Carlos Osorio en cuclillas con su clásica libreta. Para este truco debes ponerte listo y no usar tus datos porque te saldrá en una millonada, así que mejor, si te llevas bien con el de sistemas pídele la clave de WiFi o dile a alguna persona que se lleve bien con él que lo haga. 

4 Espejito, espejito

Hay un aditamento muy útil: el retrovisor de monitor. Podrás ver el partido desde tu computadora con la seguridad de que podrás espejear para ver si tu jefe se acerca hacia a ti. Consíguete también unos audífonos si es que quieres escuchar las narraciones. Todos creerán que estás emocionado porque tienes a Maluma. Ten cuidado especial si eres de los que gritan el gol o hacen corajes con los errores de los seleccionados mexicanos, eso te puede delatar. Esta técnica funciona mejor si la combinas con la número 1.

via GIPHY