¡Cuánta soledad! Ahora tendremos quién nos espere y alguien que se preocupe por nosotros y nos escriba. No, no es precisamente tu mamá, sino un dispositivo que se conecta con tu smartphone y otros aparatos de tu casa inteligente. Pero además, tiene forma de una mujer.

Algo así como un HAL en la nave de Odisea 2001, o más para acá en Her, esta tecnología te habla, te levanta temprano, lee tus mensajes, y también la puedes ver a través de un holograma. Una joven de cabello azul, vestido corto y de voz tierna (esos japos y sus fantasías).

Boku no Yome, que en japonés significa “mi esposa”, es el nombre de este nuevo dispositivo, una cápsula cilíndrica de 55 centímetros de alto, 20 de ancho y 27 de diámetro. Su peso es de 5 kilogramos.

Sólo te tenemos una mala noticia. Por ahora sólo soporta el japonés como idioma. Así que mientras no salga otro, tendrás que darle a tus clases para entender los dulces mensajes de tu esposita.

Dos año después

El mes pasado Gatebox sacó a la venta al público este asistente. El precio es de 150,000 yenes (unos 1,400 dólares), eso sin incluir impuestos. La producción de esta tecnología por ahora es limitada.

La compañía japonesa tardó casi dos años para llevar al mercado este prototipo desde que lo presentó. Boku no Yome se conecta al WiFi, así como conexiones bluetooth e infrarojo. Así puede controlar la luz y otros electrónicos de tu casa. La puedes conseguir en la página de Gatebox.

Esperemos que no tengan un final trágico como HAL.