Fue en 1978 cuando Vaselina materializó el ideal del amor de verano. Sandy y Danny, interpretados por Olivia Newton y John Travolta, eran la historia perfecta de dos chicos que se enamoraron durante vacaciones. Cuando parecía que tenían fin, descubren que van a la misma preparatoria. ¿Quién no quisiera ver a su crush todos los días y encontrar que hay esperanza?

Con poco de inocencia de Sandy, el atrevimiento de Danny, más el rock n´roll de los 50 y chamarras negras de piel, Vaselina aún sigue vigente. Este año el clásico de los musicales regresa a la cartelera de cine, pero con un plot twist. La película fue remasterizada y estará en más de 100 salas mexicanas de cines comerciales.

Antes de ver este clásico renovado, aquí cuatro aspectos que siempre amaremos de Vaselina.

La química fue todo

Cortesía IMDb

Aunque su trabajo era interpretar la pareja ideal, Travolta y Olivia excedieron el éxito. Su química es tan notable en la pantalla que fueron el amor de verano que todos querían. Esto se trasladó a la taquilla. Con un presupuesto de seis millones de dólares, ha recaudado casi 400 millones, de acuerdo con Box Office Mojo. La mejor parte es que los actores son grandes amigos, ambos han expresado el cariño que le tienen al otro. Travolta dijo a People que han estado juntos en buenos y malos tiempos.

Rock n’ Roll

Cortesía IMDb

La historia sucede durante la década de los 50, época dorada para el rock n roll. El ejemplo perfecto de este género es la canción Grease Lightning, interpretada por John Travolta. Aquí también lo vemos imitando el estilo de Elvis Presley. Además el soundtrack incluye un poco de pop y disco que hicieron un playlist para bailar y también para dedicar como “Hopelessly Devoted to You”.

Imposible no bailar

Cortesía IMDb

En un musical, es implícito que el soundtrack, más que original, debe marcar la pauta para una historia entrañable. Pero Vaselina realmente posicionó su música original. Escrita por John Farrar tuvo una nominación al Oscar con la canción “Hopelessly Devoted to You”. Aunque el sencillos más icónico de la película es “You’re the One that I want” con una coreografía más que imitada en todo el mundo. Otro sencillo imposible de no bailar es “We Go Together” y cómo olvidarse de la escena en el baile de la preparatoria, “Born to Hand Jive”.

De T-Birds y Pink Ladies

Vaselina celebra la moda de los años 50 al máximo. Ya sean las chamarras de piel negras como los T-Birds, o bomber jackets rosas como las Pink ladies, el estilo de la película sigue vigente en pleno 2018. De Sandy aprendimos a llevar esos leggings negros hasta la cintura y de Danny, a tener una playera blanca básica que va -casi- en toda ocasión.

Uno de los outfits más recreados es el de Sandy cuando deja atrás los vestidos o faldas para usar algo más atrevido, incluso cambia su peinado y se pone labial rojo.