Aunque Deadpool es uno de los consentidos del universo Marvel, no forma parte del equipo de los Avengers, pero la verdad no fue porque no lo invitaran, sino que este irreverente superhéroe fue rechazado, en especial por uno de los vengadores con contundentes “no”, o al menos así se ve en una foto que su “alter ego”, Ryan Reynolds compartió en Twitter.

“No. Absolutamente no. Ve a molestar al Profesor X. No. Sinceramente, Tony Stark”, se puede leer en esa carta fechada en 2012.

El actor publicó ese tuit para felicitar a sus colegas por no rendirse a propósito del récord de ventas que tuvo Anvengers Infinity War en su primer fin de semana, en el cual recaudó 630 millones de dólares (250 millones de dólares en Estados Unidos, mientras otros 380 fueron en el extranjero).

Por lo pronto, Deadpool espera hacer lo suyo cuando se estrene su segunda película en mayo y que promete ser también todo un blockbuster del 2018.