Llovía. Las calles del centro de Querétaro parecían ríos breves por los que el agua corría y corrían también los que no querían perderse la visita de la “Madrina del Punk”, Patti Smith quien estuvo este sábado en la ciudad como parte de los 140 invitados de la tercera edición del Hay Festival.

La lluvia cambió todos los planes de la noche. Al final fue una hora la que los fanáticos tuvieron que esperar para que una cabellera canosa y larga se asomara por la lateral del escenario. Entre gritos y aplausos, Smith subió con los pasos de una mujer de 71 años.

Patti Smith en Hay Festival (Juan José Pérez)

Durante su participación, tuvo un pie en la poesía y otro en la música. Ambas artes ejecutadas por Patti Smith a lo largo de su trayectoria. Declamó el poema Red, en medio de la cual tuvo que solicitar a los presente un poco de silencio. También pidió que modificaran la iluminación que le lastimaba la vista y que luego no era suficiente para leer las hojas en las que tenía las canciones y los versos.

Hecatombe, fue el título de su recital poético. En éste invocó a la figura del desaparecido escritor Roberto Bolaño en quien está inspirada. Primero la escritora y periodista mexicana Alma Guillermoprieto leyó la pieza en español para dar paso a que la propia Smith lo hiciera en inglés.   

Contó Can’t helping in love, con una dedicatoria especial a la ciudad de Querétaro, cuyo nombre pronunciaba con dificultad pero con visible cariño. También interpretó el clásico Imagine, original de John Lennon y cerró la velada con People have the power.  “Si Trump levanta un muro lo derribaremos entre todos” le dijo a los asistentes. Ellos gritaron.

Patti Smith en Hay festival (Juan José Pérez)

Punks optimistas

Previo a esta presentación, la cantante, escritora y fotógrafa tuvo un encuentro con los medios de comunicación donde, primero, se disculpó por no tocar la guitarra en esta ocasión debido a una herida en el dedo de su mano izquierda, después, contó que no había logrado dormir la noche anterior por lo que decidió prender la televisión donde se topó con un canal en el que un joven rezaba en español y fue eso lo que le ayudó a conciliar el sueño.   

Son dos las motivaciones que tienen a Patti Smith frente a los periodistas mexicanos: los libros, la literatura como una de las mejores cosas que tenemos en la vida y la solidaridad de ella y de su guitarrista Lenny Kaye con la gente de México.

“Todas las artes florecen en las eras violentas,” respondió ante la pregunta de la pertinencia de la poesía en los tiempos que corren. En ese sentido apareció la figura de Roberto Bolaño y su obro 2666 que explora en las trágicas historias de las mujeres de Ciudad Juárez a partir de la cual Smith creó el poema Hecatombe.   

Patti Smith en Hay Festival (Juan José Pérez)

Smith también fue hasta 1971 en esta charla. Habló del inicio del punk-rock al que realmente no le llamaban un “movimiento” y del que cree, su vigencia depende de las decisiones de las nuevas generaciones. “Nosotros, tendría que decir, no somos de los punks puros porque nosotros teníamos una parte muy optimista.” dice sin miramientos pues la búsqueda de ellos era aquella centrada en el bien porque “creemos que es lo que va a prevalecer. No la destrucción.”

El futuro de la tecnología en el Hay Festival

La tercera edición del Hay Festival también estuvo marcada por la reflexión sobre el papel de la humanidad en la era tecnológica y el interés general por los temas relacionados con la violencia, el machismo y  la igualdad de género.

Andrés Oppenheimer, fue el encargado de arrancar con las conferencias del encuentro. El periodista argentino presentó su reciente libro Sálvese quien pueda, el futuro del trabajo y los trabajos del futuro.

Acompañado por el periodista español Josep María Nadal, Oppenheimer manifestó que la era tecnológica plantea a la humanidad una nueva oportunidad para reinventarnos. Los avances de la tecnología, dijo, transformaran a gran velocidad las formas de vida tal y como las conocemos hoy. Para él esa es la razón por la cual tenemos que estar en constante preparación y actualización. “En el futuro sólo habrá máquinas, un hombre y un perro. El hombre para darle de comer al perro, y el perro para que el hombre no toque las máquinas”.

Sobre el machismo

La periodista Lydia Cacho y Javier Moreno, director de El País América conversaron sobre el machismo desde la experiencia de los hombres. La plática tuvo como punto de partida la reciente publicación de #EllosHablan, el reciente libro de Cacho. A través de testimonios, el libro explora la relación paternal de varios hombres cercanos a la autora para intentar llegar al origen de las prácticas machistas y la violencia.

“El machismo es un sistema de poder, una construcción social. No hemos logrado sentarnos a dialogar entre hombres y mujeres sobre cómo es ese poder. Cuando los hombres empiezan a hablar de ellos descubren que su entorno masculino es violento”.

Lydia Cacho en Hay Festival (Cortesía)

Una de las actividades estelares fue la conversación de la ganadora del Premio Nobel de la Paz 2003 y primera mujer musulmana en recibirlo de Shirin Ebadi. El tema principal fueron los derechos humanos y la democracia. Ebadi habló con Lydia Cacho sobre su último libro: Hasta que seamos libres, un relato de las dificultades a las que se enfrentó. El gobierno fue su principal amenaza. “Tengo una voz tan alta que quiero que los dictadores se vuelvan sordos,” compartió con los asistentes.

El cine, también presente

En el Teatro de la República, el mexicano Tenoch Huerta compartió episodios cruciales en su carrera hasta convertirse en uno de los actores más prolíficos e importantes de su generación. Reveló al periodista Felipe Restrepo Pombo que sufrió discriminación desde pequeño y que muchas personas le decían que no contaba con los atributos físicos para llegar a consolidar una carrera dentro de la industria.

Tenoch Huerta en Hay Festival (Juan José Pérez)

Huerta ahora se prepara para el estreno de la cinta Bel Canto, en la que comparte créditos con Ken Watanabe y la ganadora al Oscar Julianne Moore.   

En ese mismo recinto, André Aciman, el autor de la novela Call me by your name, compartió su satisfacción con la versión fílmica del cineasta Luca Guadagnino, protagonizada por Armie Hammer y Timothée Chalamet.