Ante las altas temperaturas en Viena, que han rebasado los 30 grados, en el metro de esa ciudad se tomó una aromática decisión. Para evitar los malos olores, se repartirán 14,000 aromatizantes ambientales. 

 

calor metro aromatizante

Si te quejas de asarte como pollo en mixiote en el metro, los vieneses sufren más. ¡Los vagones no cuentan con aire acondicionado! Sumemos que la gente consume alimentos en el transporte público. Ya ni el metro Merced ha de tener tantos olores acumulados.

Foto: Shutterstock

¿Prohibir la comida?

Daniel Amann, portavoz de Wiener Linien, dijo a EFE que entre los olores que les incomodan a los pasajeros está los de la comida rápida.

metro calor aromatizante

Las reacciones ante la decisión han sido positivas. Se evalúa incluso no dejar subir a los vagones con ciertos alimentos. No podrán subir con pizzas, kebabs o fideos asiáticos, para evitar la propagación de sus olores. Se considera también la opción de vetar por completo la comida. Ojalá que en la CDMX sigan esta medida, hasta para las pepitas. 

Medidas similares ya se han adoptado con éxito en ciudades como Berlín, Singapur y Hong Kong. La empresa de transporte vienesa ha tomado la decisión de hacer una encuesta de opinión entre sus pasajeros a través de su sitio web.