Ya sabemos que en Estados Unidos se pintan solos para las leyes absurdas. De hecho, nuestros vecinos del norte tienen un tema con todo lo que tiene que ver con leyes. No por nada dicen que la mitad de los gringos tienen demandada a la otra mitad.

Pero vean el grado de surrealismo que pueden llegar a tener, estas prohibiciones sobre comida lo comprueban.

1. Prohibido llevar helados en la bolsa trasera del pantalón

Esto suena muy raro y, sobre todo, absurdo, pero esta ley sigue vigente en Alabama, Kentucky y Georgia. Y es que, cuando todavía no se inventaba el automóvil, los ladrones acostumbraban guardarse un helado en la bolsa trasera de los pantalones para que lo caballos fueran tras ellos. Suponemos que para huir lo más rápido posible. 

2. No emborrachar a los alces

En Alaska es ilegal darle de beber alcohol a los alces, luego de que en 2007 apareciera en las noticias un alce desorientado que se había acercado a beber al depósito de cerveza de una taberna en Anchorage y que después estuvo dando de tumbos entre los lugareños.

3. Prohibido tocar el claxon frente a un restaurante de sándwiches

Por absurdo que esto pueda ser, en el estado de Arkansas, en Estados Unidos, es ilegal tocar el claxon frente a un restaurante de sándwiches, eso sí, sólo después de las 21:00 horas. ¿Absurdo? sí, lo peor es que ni los locales saben porqué existe esta ley.

Leyes absurdas, checa éstas

4. ¿Hora feliz? Nada de eso

En Hawaii estuvo prohibido por muchos años tener dos drinks frente a ti. Esta ley pretendía reducir el consumo del alcohol, sin embargo, quedó suspendida en 2014 cuando se comprobó que la gente se tomaba más rápido su bebida con tal de que ya le sirvieran la segunda —que es gratis.

5. No pescar desde el lomo de un camello

En Idaho a la gente le gusta decir que es ilegal pescar montando un camello, y es cierto, esta ley absurda prohibe pescar montando animales —incluido el camello— aunque en realidad se creó hace mucho tiempo para evitar que la gente pescara montada en su caballo.

6. Prohibido comer en un lugar en llamas

Más absurdo no puede ser, pero es real. En Chicago hay una ley que prohibe a la gente comer en un restaurante que se esté incendiando. ¿En serio? Esto es por las secuelas que dejó el gran incendio de 1871 en la ciudad de los vientos.

7. Sin alcohol para desayunar

Hasta 2016 en Nueva York estaba prohibido vender alcohol para desayunar, afortunadamente esta ley ya no existe y ahora es posible disfrutar un buen brunch con su respectiva mimosa.

8. La más absurda de todas

No sabemos ni cómo explicar que en Pennsylvania, está prohibido comer cacahuates frente al Auditorio Barnstormers, pero sólo si estás caminando hacía atrás y nada más cuando hay algún espectáculo presentándose en el Auditorio. Nadie sabe cuál es la razón de que exista esta ley, pero todos están de acuerdo en que es absurda.

Por Paulina Castellanos