¿Tienes a una persona tóxica en tu vida? | S1ngular
S1NGULAR

¿Tienes a una persona tóxica en tu vida?

Siempre habrá dos tipos de personas a tu alrededor: aquellas que te aportan energía positiva y aquellas que, en lugar de favorecer tu crecimiento personal, causan malestar, te hacen sentir “menos” o sólo inspiran negatividad.

A estas segundas se les conoce como “personas tóxicas” y pueden estar entre tu familia, amistades, pareja y ¡hasta en el ámbito de trabajo!

Albert J. Bernstein, conocido psicólogo, las llama “vampiros emocionales” porque te roban la energía propia. Por lo general, las personas tóxicas se encuentran demasiado en sí mismas, ven a los demás como una herramienta para obtener metas personales, no aprecian al otro, ni buscan aprecio. Buscan que los demás se dediquen a satisfacer sus necesidades. Tal y como los define la psicóloga María Dolores Mas: “Una persona tóxica es aquella que en la relación interpersonal desgasta, intimida, cosifica o culpabiliza, y ningunea al otro”.

Por lo general, esta persona usa el miedo y la culpa de los otros para sentirse bien con ella misma. Seguro te ha pasado que, después de haber estado con, charlado,o visitado a alguien así, te quedas con sensación de malestar y tu ánimo disminuye.

Hay algunos comportamientos típicos que caracterizan a las personas tóxicas, por ejemplo:

*Puedes utilizar estas características como test para saber si te encuentras rodeado/a de personas tóxicas.*

1.- Utiliza berrinches o amenazas para que hagas lo que quiere.

2.- Cuando tienes un problema desaparece, argumentando que no le gustan los dramas.

3.- Constantemente te critica y dice que las ideas que propones fracasarían.

4.- Cuando estás con él/ella por algún tiempo, acabas sintiéndote enojado(a) e irritable.

5.- Evalúa o critica lo que dijiste o hiciste y dice por qué estuvo mal. Hace crítica destructiva.

6.- Difícilmente te mira a los ojos.

7.- Utiliza bromas o sarcasmos para decirte algo.

8.- Demanda tu atención, pero rara vez te la da a ti.

9.- Desprecia a alguien que tú quieres o le critica.

10.- Habla constantemente de su vida y centraliza la conversación.

11.- No respeta tus opiniones.

12.- Crea sus propias normas esperando que el entorno se adapte a ellas.

13.- Se exalta al expresar sus ideas.

14.- Tiene alto nivel de energía y acción.

15.- Muestra actitud agresiva sin ser violento físicamente.

16.- Asume plan de víctima.

17.- Cuando le pides que te guarde un secreto, lo divulga argumentando que lo hizo sin intención.

18.- Presenta un ánimo con altibajos.

19.- Terminas agotado(a) emocionalmente después de estar un rato con él/ella.

20.- Te aísla de otras personas en tu vida.