Bienestar

Mitos y realidades del détox

En los últimos años ha habido un boom de los programas de desintoxicación, o détox, como una manera de resetear el organismo y comenzar a cuidarnos desde cero.

Esta práctica alude al proceso de eliminar sustancias tóxicas o poco saludables del cuerpo mediante una dieta basada en ingredientes orgánicos, pero no se trata de ningún método nuevo, culturas milenarias como la egipcia y la griega implementaban curas y retiros de ayuno para limpiar el organismo.

Si has decidido llevarlo a cabo, hazlo de manera responsable. Mantén en mente que no todos los organismos reaccionan de la misma manera, así que infórmate lo mejor posible y elige el que vaya mejor con tu estilo de vida. Aquí la información básica sobre estos:

Mitos y verdades 

Por Paola González, fundadora de Detoxmanía

  • Su principal finalidad es eliminar de manera natural las toxinas del cuerpo, pero no bajar de peso, como la mayoría piensa.
  • Todos tenemos un nivel distinto de toxicidad de acuerdo con nuestros hábitos, por lo que la desintoxicación que se consigue sólo es parcial.
  • Cuando se elige un programa con los nutrientes básicos, no hay ningún efecto negativo “grave”; pero se puede atravesar por una “crisis curativa” con síntomas como dolor de cabeza, náuseas, diarrea-estreñimiento, mal aliento, cansancio, sudoración o erupciones en la piel.
  • Cualquier persona (niños, embarazadas, adultos mayores, diabéticos e incluso quienes padecen cáncer) puede apoyarse en este tipo de dieta y desintoxicación, pero deben hacerlo de manera personalizada.
  • Los programas que sólo se basan en jugos funcionan porque los líquidos llegan en 15 minutos a la sangre, donde se comienzan a aprovechar las propiedades y el cuerpo entiende que no necesita alimentos; sin embargo, limitar la ingesta de sólidos entorpece otros procesos depurativos, como la limpieza del colon.

Este es un ejemplo:

Marca: Detoxmanía

Duración: 5 días

¿En qué consiste?

  1. En ayunas: shot de jengibre, pimienta de cayena y limón.
  2. Desayuno: smoothie a base de frutas de temporada, vegetales, semillas, frutos secos y superfoods (maca, espirulina, clorofila, camu camu, hemp, lúcuma, acaí y chía).
  3. Colación: juguitox o leche de almendra con cardamomo y vainilla.
  4. Comida: libre, pero evitando grasas; productos procesados; azúcares refinados; jugos y refrescos; productos animales; tortillas, harinas y pan (excepto integral); café y tés; alcohol y picantes.
  5. Colación: juguitox o leche de almendra con cardamomo y vainilla.
  6. Cena: leche de alpiste con cereza deshidratada, nuez, avena y miel.

 

¿Qué lo distingue de otros sistemas?

  • Todos sus programas se diseñan con base en la trofología, que es el estudio de la correcta selección, preparación y combinación de alimentos para conseguir un estado óptimo de salud. Sus tres ejes principales son la adsorción (fenómeno por el cual un sólido o líquido atrae y retiene gases o líquidos), la absorción de nutrientes y la excreción de toxinas.
  • Incluye comidas sólidas.
  • Cuentan con un invernadero hidropónico del cual utilizan la mayoría de sus insumos (espinaca, kale, perejil, entre otros) que, al ser orgánicos, elevan la calidad de los productos.
  • Los alimentos utilizados son 90% crudos, ya que entre más procesados (cocidos, congelados, cocinados) estén, pierden la mayor cantidad de sus nutrientes.
  • Se envasan con botellas de cristal, lo cual además de beneficiar al medio ambiente (con un plan de reúso y reciclado), conservan mejor el producto en comparación con el empaquetado en PET, que desprende sustancias tóxicas por ser derivado del petróleo.

 

Para contactarlos o conocer los ingredientes específicos de cada producto, entra a detoxmania.net, escribe a contacto@detoxmania.com.mx o llama al 55 34514819.

Bienestar

¿Son los alimentos “verdes” más saludables o es solo una moda impuesta por la mercadotecnia alimentaria?

¿Cuántos de nosotros no hemos encontrado en las redes sociales información acerca de la comida orgánica o las “super foods” con propiedades casi milagrosas? Dietas o recetas de jugos para hacer “détox” con propiedades únicas y mágicas para el cuerpo. ¿Y en el súper y tienditas “verdes”? Pasillos y estantes llenos de alimentos, polvos, especias y productos de lugares muy, muy lejanos que no sabemos ni pronunciar… pero eso sí, súper saludables y, ¡carísimos!

Hoy, las pláticas sobre lo dañino del gluten, el tocino o las grasas saturadas son comunes entre amigos. Pareciera que desde hace algunos años hay una mayor preocupación sobre nuestros hábitos alimenticios. Sin embargo, aunque cada vez más personas desean una vida saludable cambiando su alimentación, el mercado de consumo nos sigue dando el combo jumbo por sólo $3 pesos más.

Lo anterior nos hace cuestionarnos qué hay detrás de este boom. ¿Son estos alimentos lo más saludable o sólo una moda en una sociedad contradictoria que idolatra la belleza y la juventud? Aquí algunas verdades, promesas y mitos sobre este tipo de productos que la mercadotecnia alimenticia se ha encargado de elevar al nivel de mágicos:

Dietas “détox”

Promesa: que tomar por días enteros (o en algún momento del día) de manera consecutiva puros jugos en extractor (con más especias que el mole oaxaqueño y aguas con pepinos, hierbas de olor y limones flotando) nos ayudará a eliminar toxinas acumuladas en el cuerpo.

s22-bienestar-verde-int

Realidad: sólo existen dos tipos de procesos, reales y comprobados científicamente, para desintoxicar el cuerpo: una de ellas es el tratamiento médico diseñado para personas con adicciones y el otro es el proceso natural del cuerpo para deshacerse de las toxinas, que se logra gracias a lo que nuestro cuerpo realiza por sí solo con los riñones, el hígado, la piel, los pulmones y que trabajan juntos todo el día (y sin ayuda de jugos o shots milagrosos). Para lo que sí nos podrían funcionar estas recetas, es para mantener nuestro cuerpo bien hidratado y si son preparados en licuadora, aportan mucha fibra y nutrientes como vitaminas, antioxidantes y minerales, pero recuerda que no debes sustituir los alimentos por estos jugos.

“Super foods”

Promesa: son alimentos con “muchísimos beneficios a la salud” y que nos aportan nutrientes únicos y esenciales que supuestamente no encuentras en ningún otro tipo de alimento, como la cúrcuma.

s22-bienestar-verde-int2

Realidad: es importante analizar si existen alimentos “comunes y corrientes” con los que podemos sustituirlos, ya que la mayoría de estos “super foods” se encuentran en el mercado a un precio mucho más elevado que un alimento común. Los beneficios de la quinoa, por ejemplo, se han sobrevalorado ya que existen cereales como el frijol y la lenteja los cuales tienen gran cantidad de vitaminas, minerales, proteína y fibra que da saciedad y baja los niveles de colesterol, o las goji berries que son vendidas a muy alto costo por sus propiedades antioxidantes y anticancerígenas, pero en realidad aportan los mismos nutrimentos que las frambuesas, zarzamoras, arándanos y moras azules.

El kale, berza o col rizada

Promesa: su alta concentración de vitamina C (más de 100 mg por cada 100 gramos), vitamina A, fibra y hierro.

s22-bienestar-verde-int3

Realidad: no se recomienda su consumo en personas con hipotiroidismo o colitis, ya que podría traer más complicaciones que beneficios y además las puedes sustituir por espinacas, berros u hojas verde oscuro o brócoli que proporcionan los mismos beneficios que el kale sin ser considerados “super foods” y mucho más amigables con tu bolsillo.

¿Te convenciste? Es importante saber que la alimentación es la clave para prevenir muchísimas enfermedades, sin embargo, ningún alimento en específico actuará mágicamente en nuestro cuerpo. Recuerda que la mercadotecnia influye mucho en todos los productos etiquetados como “saludables” y “light”, y que la palabra “súper” no siempre garantiza que estos alimentos sean mejores que otros.

Por eso, siempre es mejor elegir alimentos de origen natural. Aprende a comer balanceado y como decía un maestro mío: “No comas nada que tu bisabuela no hubiera conocido como alimento”.

Dra. Julia Salinas Dücker
Médico especialista en nutrición clínica
Teléfono consultorio: 5360 1879
Twitter: @juliasalinas