Siéntete orgulloso de "perder el tiempo" | S1ngular
Especial / Psicología

Siéntete orgulloso de “perder el tiempo”

¿Qué deberías estar haciendo en lugar de leer esto? Todos tenemos una lista infinita de pendientes por hacer, tareas que parecen interminables y deberes que siguen ocupando el espacio de tiempo libre que parecía verse, por fin, a la distancia.

El agobiante día a día, nos hace sentir culpables por los mínimos escapes que nos damos para disfrutar una película, salir a caminar, tomar una siesta o cualquier cosa que se pueda considerar “perder el tiempo”.

Sin embargo, al pensar que “perder el tiempo” es algo negativo, en realidad estamos afectando nuestra creatividad, claridad mental y hasta fuerza física.

Reducimos a tal punto el derecho al ocio, que nos privamos de periodos sanos de descanso, y -paradójicamente- la saturación de trabajo nos lleva a hacer constantes pausas para ver videos de gatitos, que terminan por interrumpir y retrasar las entregas.

En cambio, perder bien el tiempo, nos da la oportunidad de liberarnos de la carga mental de todas las labores, funcionando como un reset para volver con más energía.

Así que, por extraño que suene, perder el tiempo mejora tu productividad y la calidad de tu trabajo. ¿Sigues sin creerlo? Hay muchos ejemplos exitosos de quienes gustan de perder el tiempo. Noruega, uno de los mejores países para vivir de acuerdo a datos de U.S. News & World Report, tiene una jornada promedio laboral a la semana de 33 horas, con un mínimo de 21 días de vacaciones y una media salarial de 44 mil dólares al año. Carlos Slim, por su parte, alguna vez propuso un modelo laboral de entre 30 y 33 horas trabajadas a la semana, divididas en tres jornadas diarias de 10 u 11 horas y cuatro días de descanso.

Date la oportunidad de cambiar tu idea sobre el ocio.

×