S1NGULAR

El regreso de Napster

Inspiración de las primeras redes sociales y de los primeros servicios de música streaming, el clásico nombre vuelve pero en la legalidad. El sitio Rhapsody, dueña de la marca, decidió mudar todo su servicio al nombre de Napster para competir mano a mano con Spotify y Apple.

Lejos del vaivén jurídico, el servicio de distribución de archivos de música marcó un precedente en la industria, convirtiéndose en una de las primeras redes de intercambio de archivos Peer to Peer (P2P), un sistema que conectaba a millones de usuarios en el mundo y sus catálogos musicales en MP3.

De hecho, el argumento de Napster siempre fue que ellos no ofrecían música a sus usuarios, sino unirlos en una especie de gran red social, pero que escapaba a su control si estos finalmente intercambiaban sus catálogos musicales, pero el argumento no convenció a la justicia.

Tras el cierre, Napster intentó volver como un servicio de música legal, tal como hoy funciona Spotify, pero la industria discográfica estaba decidida a bloquear su crecimiento.

En 2008, el portal vendía canciones de manera legal, pero no lograba los resultados esperados debido al dominio absoluto de iTunes Store, la tienda de aplicaciones y música de Apple.

Tras un largo peregrinaje, y varios cambios de dueño, en 2011 la aplicación de música en streaming Rhapsody, adquirió Napster.

Rhapsody siguió manteniendo su nombre, pero operó como Napster (ofreciendo un servicio similar a Spotify) sólo en algunos países, entre ellos Chile, que en 2014, gracias a un acuerdo comercial con Telefónica en Europa, comenzó a ofrece el servicio por 3.099 pesos mensuales.

El acuerdo permite a los usuarios de Movistar no utilizar una tarjeta de crédito internacional para realizar los pagos, sino que la suscripción se carga a la cuenta mensual de los clientes.

Napster ya tuvo su relanzamiento hace años. Lo que pasó ahora es básicamente que Rhapsody, quien compró Napster en octubre de 2011, dejará de existir y adoptará el nombre

Sin poder hacer frente a servicios como Spotify, Deezer o Pandora, Raphsody finalmente decidió cambiar el nombre de su servicio en todo el mundo. Desde ayer, literalmente, Napster está de vuelta en todo el planeta.

Felipe Ovalle, director del sitio especializado en tecnología Ohmygeek.net, explica que la aplicación ya se había estado relanzando en algunas partes del mundo. “Napster ya tuvo su relanzamiento hace años. Lo que pasó ahora es básicamente que Rhapsody, quien compró Napster en octubre de 2011, dejará de existir y adoptará el nombre. Entonces es optar por lo que tiene mejor reconocimiento de marca”, dice.

Rhapsody fue uno de los primeros servicios de música en streaming. Empezó en 2001 bajo el nombre de Listen.com. Hoy tienen cerca de 3,5 millones de usuarios en 34 países. Pero el servicio sigue estando muy lejos de los más de 30 millones de usuarios de pago que tiene Spotify y de los 15 millones que tiene Apple Music.

El nuevo lanzamiento de Napster y el hecho de que Rhapsody haya desaparecido como aplicación, busca atraer a más personas, atendiendo a la nostalgia de muchos usuarios. “Ningún cambio en tus listas favoritas, álbumes y artistas. La misma música, el mismo servicio y precio”, prometió Rhapsody a sus clientes.

Napster

Aunque en países como Chile el servicio ya se encontraba con el cambio de nombre, en mercados tan importantes como el de EE.UU., seguía operando como Rhapsody. Con esta nueva estrategia comercial, la empresa espera atraer a nuevos usuarios.

“Napster es un servicio preocupado de los públicos locales. Así, si estás en Chile verás música relacionada a los contenidos chilenos y lo que más se escucha en el país. Esa es la característica que lo distingue: en cada país se le da énfasis al contenido local”, señala Carlos Carvajal, gerente de Productos y Servicios de Movistar Chile.

Carvajal explica que la plataforma ha ido creciendo poco a poco en los últimos meses. De hecho se espera que la base de usuarios se duplique el próximo año, aunque prefiere no señalar -por razones estratégicas- cuántos clientes hay en el país. Sí confiesa que Chile es el país con más usuarios de Napster en Latinoamérica.

“El servicio cuenta con un catálogo de más de 39 millones de canciones”, afirma.

A pesar del crecimiento en Chile Ovalle cree que es muy difícil que su resurgimiento logre atraer a muchos usuarios en el mundo, principalmente por el dominio que tienen las otras plataformas. “Es difícil que pueda competir con Spotify o Apple Music. Hoy sólo ofrecer música legal en Internet (en múltiples dispositivos) no es suficiente y así lo están entendiendo los grandes servicios, ofreciendo conciertos y discos en exclusiva”, dice, una oferta que Napster aún no tiene.

Fuente: La Tercera