Salud

“Cualquiera que me considere gorda, no me merece”.

Miss Grand Internacional pareciera estar en bastante contacto con Donald Trump. ¿Recuerdas que el candidato republicano llamó “cerdita” a la ex Miss Universo Alicia Machado por tener más curvas que las demás concursantes?

Pues, ahora, el certamen de belleza que se lleva a cabo en Las Vegas no se quiso quedar atrás y le solicitó a la representante de Islandia Arna Ýr Jónsdóttir, que perdiera peso antes de llegar a la final porque consideraban que tenía exceso de grasa.

captura-de-pantalla-2016-10-26-a-las-4-58-09-p-m

Dentro de las recomendaciones que los organizadores le hicieron a la rubia modelo estaba que dejara de desayunar, en el almuerzo, sólo podía ingerir ensaladas y, el resto de la tarde, se la pasaría bebiendo agua.

Nos queda claro que estas personas no conocen realmente el funcionamiento del cuerpo, pues de acuerdo con nutriólogos, para perder peso debe haber una dieta balanceada y con al menos 5 o 6 ingestas diarias, con el fin de acelerar el metabolismo.

captura-de-pantalla-2016-10-26-a-las-4-57-41-p-m

En respuesta a la petición, la modelo Islandesa respondió con una carta a través de Instagram, en la que aseguró que ella ya era una ganadora al quedar dentro de las 14 mujeres más hermosas. Además, enfatizó que si alguien la considera muy gorda, entonces, no la merecen. Y, finalmente, hizo una petición a la organización a que abran los ojos a la verdadera belleza internacional y que eliminen los cánones estéticos de delgadez.

Confidence is sexy, wear it daily

Un vídeo publicado por Arna Ýr Jónsdóttir (@arnayr) el

De acuerdo con las declaraciones que Arna Ýr hizo al diario Iceland Monitor, la modelo no sólo se retiró de este certamen, sino de todos.

Arna subió un video a su cuenta de Instagram en el que explica a sus fans que no se entristeció por los comentarios que recibió de los organizadores, sino que quiso aprovechar esta oportunidad para levantar la voz por las mujeres, las jóvenes y por ella misma.

“Por eso renuncié, porque a mí me gusta como me veo y nadie debería decirme cómo debo verme”. 

My point of view

Un vídeo publicado por Arna Ýr Jónsdóttir (@arnayr) el